Páginas

lunes, 11 de junio de 2012

Diagnosticando a los muertos.... ¿para qué?

Hay  algunos psiquiatras  con cierta inclinación a diagnosticar a los muertos. Si bien en un tiempo eso era cosa de psicoanalistas extremistas, buscando las motivaciones profundas de afamados artistas, actualmente todo hijo de vecino -por muy biologicista que se considere- se pone a diagnosticar sin tener un triste marcador biológico, basándose solo en biografías oficiales y oficiosas.
¿Cual es la motivación de estos diagnósticos forenses, muchos de ellos creados ad hoc? No es en interés del finado, ni de la comprensión de su obra, sino en interés de alguna enfermedad.
De cuando en cuando alguna enfermedad  la quieren se quiere poner de moda, cobrar cierta reputación, y ganar adeptos. Para eso nada mejor que tener varios famosos que padezcan la enfermedad. Y si los famosos están muertos y no se pueden quejar por el diagnóstico, mejor que mejor.
Que un famoso recomiende tal crecepelo o cual pastilla para la impotencia, -disfunción erectil para ser políticamente correcto- lleva a una masa ingente de menganos y zutanos a usar ese crecepelo o esa pastilla.


Uno de estos famosos usados para promocionar enfermedades es una gran estrella de la música, un artista que ha pasado de niño prodigio a enfermo mental  hiperdiagnósticado: el genial Wolfgan Amadeus Mozart (1756-1791).
De nuestro buen Mozart cuenta el ínclito Dr. Germán Berríos:  "Cada vez que un diagnóstico médico se pone de moda, por ejemplo hace cuarenta años el síndrome de Gilles de la Tourette, se escriben artículos explicando que lo que Mozart y el Dr. Johnson en verdad tenían era un síndrome de Gilles de la Tourette. Cuando vino la moda del síndrome de Asperger se comenzaron a escribir artículos rediagnosticando a Mozart como portador de un síndrome de Asperger..." (1)
Las modas cambian pero no los trucos de la publicidad. Al pobre Mozart - además de 150 enfermedades físicas como deficit de vitamina D, amiloidosis infeccion por estreptococo- últimamente se le atribuye dos enfermedades mentales que quieren ganar adeptos: la hiperactividad y el trastorno bipolar
Hay noticias como esta de aquí donde lo acusan de obsesivo por tener síntomas de paranoia, o asociaciones que lo llevan a sus filas sin la menor prueba . Quizás sea demasiado decir sin "la menor" prueba, porque hay un artículo publicado por un investigador canadiense argumentando que Mozart tenía TDAH, pero él lo utiliza para defender que no se ha de tratar el TDAH con medicación, sino dejarlo a su aire.
Lo de padecer un trastorno bipolar -mucho mejor que psicosis maniaco depresiva- tambien tiene guasa. Según los más optimistas hay un millón de españoles padeciendo trastorno bipolar. Al menos eso dijo Vieta en una reunión mantenida con periodistas y financiada por una empresa que fabrica fármacos para bipolares. La reunión "científica" tuvo lugar en la célebre isla de Ibiza y rápidamente hubo un agradecido eco.
Si esto es así por casualidad (una entre cuarenta) es posible que a Mozart le hubiese tocado un trastorno bipolar,... pero antes el porcentaje de bipolares era mucho mas bajo. Debe de ser que el cerebro del ser humano se ha degenerado muy rápido en estos siglos.

El tema es que no nos dejemos engañar. Los pacientes que sufren una enfermedad mental la sufren. 
Es habitual que muchos adolescentes -algunos entrados en años- buscando su propia identidad imiten a sus ídolos y quieran ser como ellos, así que es irresponsable dejarles que se acerquen a los diagnósticos psiquiátricos como una identidad. Recordemos el caso Werther en la sociedad romántica.
También acuden muchas jóvenes promesas que jamás han llegado a nada y culpan a una supuesta enfermedad mental -y no a sus propias limitaciones- el no ser como Mozart o algún otro genio, sin tener en cuenta que además de ser un genio trabajaba de forma constante. 
La enfermedad mental no da genialidad, y la genialidad no siempre trae enfermedad mental. Quizás, a veces, trae conductas diferentes, pero eso no es enfermedad mental, es conducta peculiar. Además como cantaba una musa de la movida madrileña:

El glamour de la locura es pasajero,
algo efímero, un bien perecedero.
El glamour de la locura tiene un precio
y se paga con soledad y desprecio
El incluir más y más gente en los diagnósticos no es sano. Sólo trae mayor número de personas al tratamiento, quitando recursos a los que realmente lo necesitan, aumenta el número de efectos secundarios, creando enfermos donde no los había y genera confusión. Padres que se preguntan: ¿si mi hijo es hiperactivo y Mozart era hiperactivo porque mi hijo no es un genio?, generando unas expectativas que aumentan el sufrimiento mental.
Hay una técnica que se denomina disease mongering o promoción de enfermedades. 
La próxima vez que lea un artículo de salud pregúntese ¿están combatiendo o propagando la enfermedad? ¿promocionan una compañía o un fármaco? ¿quién financia el articulo? y sobre todo: qui prodest?




escribo esta entrada después de que varios pacientes me hayan preguntado si "podían" ser bipolares (no sé si pedían permiso o diagnóstico diferencial), y sobre todo una de ellas que me dijo que lo había visto en internet, que no se parecía nada a lo suyo pero que le parecía mucho mejor ser bipolar, que lo que a ella le pasaba. Por eso mi vehemencia, por eso mi tono airado.

14 comentarios:

Jose Valdecasas dijo...

Totalmente de acuerdo.

Algunos expertos están creando y ampliando una burbuja psiquiátrica que va a acabar haciendo más daño que la inmobiliaria.

Y mantén tu blog activo, que es muy necesario.

Besos y abrazos.

Jesús Castro Rodríguez dijo...

Entonces, aceptando estos argumentos, ¿quien decide que es verdad y que mentira?¿como se hace?. ¿El TDAH existe?, y si existe ¿que significa que existe?¿como evitar que alguien se aproxime a los diagnosticos? y un millón de preguntas mas que se me ocurren, pero tal vez con estas mas sencillas se pueda empezar....
Saludos.

pere dijo...

Cada cual promociona lo suyo. Hay listas de famosos & homosexuales, de famosos & masones, de famosos & hiperactivos.

El problema no es tanto la manera de hacerlo como el qué se promociona. La medicalización de todo ha llegado hasta los problemas económicos, que se describen en términos médicos, como si tratara de una enfermedad a la que "hay que aplicar una cura".

El nombre del seminario ‘El desgobierno de la mente’ no queda claro si es lo que encuentran o lo que promocionan.
Si «la gente no acude al médico porque no sabe que tiene una enfermedad» es que no les molestaba mucho; los realmente molestos son aquellos que en su afán de curar son capaces de cualquier cosa, incluso de promocionar enfermedades, inventar etiologías ad hoc, y asustar al personal (¡aún más!)

saludos,
¡qué bien que vuelva la actividad al blog!

Jony Benitez dijo...

la verdad que si y las que le caerán al pobre Mozart.

bravo

Sònia dijo...

Cuando empecé a medicar a mi hijo yo tambien busqué esa lista: mozart, einstein...
Cuando dejé de medicar buscaba otras muy distintas: diagnósticos erróneos, el poder de las farmacéuticas...
http://cuandonotodossontdah.blogspot.com.es/

Anónimo dijo...

Los hay, incluso, que diagnosticaron a Breivik a través de los artículos en los diarios.

Y, lo peor de todo, sin pudor alguno.

Miguel dijo...

gracias Jose, intentaré seguir con una entrada semanal mientras otras obligaciones no me lo impidan ;)
Besos y abrazos

Miguel dijo...

Jesús creo que esto de preguntar de manera extensiva es un método de investigación, o al menos una manera de mantenerte en un espíritu crítico.. evidentemente no puedo responder pero me haré esas preguntas también.
Abrazos.

Miguel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Miguel dijo...

Gracias Pere, tus comentarios enriquecen y planteas la varias justas dudas. ¿quién decide que es enfermedad? La preconizada cultura del miedo ¿quíen y para qué?
Abrazos

Miguel dijo...

Jony, es lo que tiene ser célebre, que te ponen de vuelta y media.... y te diagnostican de todo, de hiperactivo, bipolar,de mason, de gonorrea,...
Abrazos

Miguel dijo...

El trayecto habitual, lo que pasa es que si estas fuera del ajo, lejos del mundo mental no ves las tropelias, la mezquindad y la doble finalidad de esos inocentes titulares.
Saludos

Miguel dijo...

Anonimo, Jose de postpsiquiatria escribió una entrada muy divertida al respecto. http://postpsiquiatria.blogspot.com.es/2011/09/pami-que-este-tio-tiene-que-estar-loco.html
donde cuenta esa anecdota de los diagnósticos telepáticos.

Flavio Guzmán dijo...

Miguel,
Acabo de aterrizar en tu blog. Me resulta muy interesante este artículo porque no me había dado cuenta que hay un paralelismo entre el marketing que utiliza "celebrities" (nike con jugadores de fútbol ) y el necro-psicodiagnóstico hecho a medida de los intereses del momento.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Licencia de Creative Commons
psiquiatriapitiusa.blogspot.com/ by Miguel Ruiz-Flores Bistuer is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Based on a work at psiquiatriapitiusa.blogspot.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://psiquiatriapitiusa.blogspot.com/.