Páginas

martes, 5 de abril de 2011

De lo que todos los psiquiatras psicólogos y psicoterapeutas deberían de ser preguntados al inicio de la formación

El sábado estuve en un seminario sobre trastorno por deficit de atencion con/sin hiperactividad
Un tema que suele ser aburrido y repetitivo. Uno siempre espera una sucesión de estudios casi todos firmados por Biederman, un conocido psiquiatra, de reputada corrupción. Esta enfermedad es una de estas cuestiones que siempre la presentan impidiendo el debate mediante un powerpoint cerrado y  monolítico repleto de "evidencias científicas"* incontestables. Supongo que la mejor defensa es un buen ataque.
Pero esta vez el seminario lo financiábamos unos profesionales sin apoyo de la industria,-ADISAMEF- sin hoteles y con comida de 20 € por persona. 
El ponente era el Dr. Lasa, un profesional de los de antes con un currículum de publicaciones serias y reflexivas que para si querrían muchos popes. Con su conocimiento y experiencia nos ha regalado numerosas perlas, sobre este síntoma/enfermedad y sobre las psi en general que iré compartiendo poco a poco con vosotros.
La primera que recuerdo surgió hablando de guías y de guías criticas sobre como leer guías y de como la guía A contradice a la B y la B a la C y la NICE a todas las demás.  Curiosamente la NICE pone como primer escalón de tratamiento el asesoramiento familiar antes del pastillazo. Y hablando de los diversos protocolos existentes y de su aplicación -hasta la extenuación y la abolición de la inteligencia- en la psiquiatría dijo: -cito libremente-:


"cuando alguien empieza la residencia, de psiquiatría o el PIR, yo le pregunto: ¿tú eres un protocologo o tienes dudas?.... y alguno se me enfada!!!!"


Esta frase tan simple, tiene más enjundia y plantea: ¿te quieres plantear las cosas y estás dispuesto a vivir en la incertidumbre o serás un funcionario que seguirás la voz de tu amo? ¿seras flexible a la demanda del paciente o harás que el paciente entre en la cama de procusto? ...sería un test que orientaría muy bien como realizar los grupos de trabajo en salud mental. 

8 comentarios:

Jesús Castro Rodríguez dijo...

Pues si, es jodidillo vivir siempre con la duda en el cuerpo, pero creo que es menos dañino para la gente con la que tratamos (creo). La certeza en cosas como estas me temo que acaba generando mosntruosidades o caricaturas.
Un abrazo.

etiquetada dijo...

Protocólogo, brillante expresión. Últimamente pienso que de lo que huí hace años no fue tanto de ningún psiquiatra en particular (los que me vieron me parecieron amables y majos en general), sino del protocolo que me cayó encima a partir del diagnóstico.
Una puede llegar a sentirse como parte de un formulario. Gracias por compartir las enseñanzas de un buen maestro.
Un abrazo!

λóγος dijo...

La ciencia no deja de ser un paradigma como otro cualquiera. Un conocimiento completamente neutro no existe. Por fuerza toda interpretación de la realidad implica una hermenéutica.

Bajo los pretextos de la asepsia o el rigor científico, Zimbardo ha torturado a personas o, en los casos más extremos, los nazis han utilizado a los presos como cobayas.

Siempre hay que temer que alguien te afirme algo y no tenga intención de escuchar y/o aceptar ninguna crítica.

Saludos

Jony Benitez dijo...

curiosa la asonancia entre protocologo y proctologo. grande Miguel.
abzs

Miguel dijo...

Jesús la certeza es cosa de los dioses, que son inefables, los humanos... pues fallamos y tenemos que asumirlo. Esa frase de la certeza produciendo monstruos seria un silogismo:
El sueño de la razón produce monstruos
la certeza produce monstruos
por lo tanto la certeza es el sueño de la razón.

Ya sé que es un silogismo falso, pero... es tan bonito
Un abrazo.

Miguel dijo...

Gracia etiquetada, Donde empieza el protocolo todo se hace medible, manejable,... pierde complejidad parapoder ser manejado y entonces, al tener que quitar complejidad, pierde la parte humana. Supongo que te diste cuenta de lo que estaban haciendo y eso te molestó.
Por otra parte en ramas de la medicina, como la oncología, el protocolo es esencial pero porque la enfermedad es entendida como algo externo al ser humano y se trata (ataca) como apartada del ser humano. Pero en psiquiatria por una parte la enfermedad mental se trata como inherente a la persona, por otra se niega que los sea... Pero esto da para otra entrada...
Por cierto ¿puedo poner tu frase de radical en el lateral del blog? Obviamente poniendo de donde viene, etc...
Un abrazo

Miguel dijo...

Pues si λóγος, Cada uno tiene sus gustos/manías/ vicios/perversiones y se aprovecha de la ciencia para justificarse. Es un dicho frecuente, - no sé si de Jose- que en psiquiatría hagas lo que hagas hay una escuela que ye apoya.
Lo malo son los sordos fanatismos.
Un abrazo.

Miguel dijo...

Jony, compañero, si al final Freud va a tener razón y el protocolo va a ser de la fase anal..
Un obsesivo -con su lejanía de lo emocional- va estreñido, (o al menos eso cree él).
Hace un protocolo lo aplica a un número de pacientes y ya vuelve a ir al baño con normalidad... y así se cierra el círculo de lo obsesivo para volver a empezar...
Abrazos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Licencia de Creative Commons
psiquiatriapitiusa.blogspot.com/ by Miguel Ruiz-Flores Bistuer is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Based on a work at psiquiatriapitiusa.blogspot.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://psiquiatriapitiusa.blogspot.com/.